Hace más de un año les presentamos el trabajo de un grupo de estudiantes del Laboratorio Biorobótico de la Universidad Carnegie Mellon; este trataba del “Snakebot”, una serpiente robótica que tenía por utilidad escabullirse en lugares pequeños y registrar lo que se estaba viendo.

Un año después se muestra esta versión mejorada, capaz de escalar árboles con menor dificultad y sin duda con un diseño más trabajado a nivel mecánico como estético.

Publicidad

Los desarrolladores saben y siguen trabajando en él, ya que debe mejorar su capacidad de arrastrarse y escalar otro tipo de árboles (distintos diámetros). Además mejorar su navegación y por sobre todo quitarle los cables que obligadamente debe tener atachados; en otras palabras hacerlo inalámbrico.

Aún así es un trabajo que vale la pena destacar una vez más y kudos para estos investigadores.

Escrito por: 

Send this to a friend