Ericsson acaba de ampliar su unidad de producción de módulos en la fábrica en Sao José dos Campos, ubicada en la ruta entre São Paulo y Río de Janeiro, ciudad considerada como un importante centro de tecnología de gama alta. La expansión ha creado 200 nuevos puestos de trabajo, para alcanzar a un total de mil empleados y tiene como objetivo atender el continuo aumento de la demanda que, en los últimos cuatro años, ha hecho que la producción crezca 10 veces más, pasando de cuatro mil radio bases producidas en 2008 a unas 40 mil para finales de 2011. La nueva línea de módulos electrónicos para radio bases 2G/3G y su núcleo (redes básicas), entrará en funcionamiento este mes de junio.

El espacio actual de la unidad fue rediseñado para recibir un equipamiento de gama alta, considerado el más moderno en su tipo y capaz de producir soluciones LTE, 2G y 3G, tanto para Brasil como para América Latina.

Publicidad

Ericsson inició su producción en São José dos Campos, en 1955. Dada su proximidad a la autopista Presidente Dutra, la empresa eligió la ciudad para albergar la fábrica de telecomunicaciones más grande en América –las otras fábricas de la compañía están en Suecia, China, India y Estonia. En el inicio de sus  operaciones, la compañía produjo teléfonos. Hoy en día, la producción se centra en los equipos de transmisión y soluciones de telecomunicaciones basadas en tecnologías 2G/3G y, ahora, LTE.

¡No soy un robot!
Siguiente noticia

HyperX Plug and Play: Las nuevas memorias ideadas para Sandy Bridge

Noticia anterior

¡Esta máquina lo destruye todo!

¡Déjanos un comentario!

avatar
wpDiscuz

Send this to a friend