Suena extraño, pero a la larga es lo más elemental pensar que las redes sociales son más peligrosas que las Webs pornográficas. Todo esto debido a que los cibercriminales están explotando cada vez más el hecho de que la gente pasa una gran cantidad de tiempo en Facebook, Twitter o Google+. La estafa es sencilla: los cibercriminales colocan enlaces maliciosos en lugares específicos con el objetivo de atraer a los usuarios a Webs infectadas. Según las estadísticas de Kaspersky, más de un 20% de los enlaces maliciosos se encuentran en sitios de redes sociales.

Página principal

Los ciberdelincuentes usan una amplia gama de métodos para atraer a las víctimas. Además de manipular los resultados de búsqueda, el spam en las redes sociales ha sido un problema importante en el año 2011 y lo seguirá siendo en 2012. La mayoría de los links maliciosos descubiertos se encontraban en Facebook y su clon en Rusia, VKontakte. Las páginas web con contenidos pornográficos son otro gancho para los cibercriminales, aunque han perdido popularidad tras el éxito de las redes sociales. En la actualidad, estos sitios representan el 14% de los enlaces maliciosos.

Publicidad

Es más, la web de descarga de videos online en YouTube aloja casi 1 de cada 3 (el 31%) de estos enlaces maliciosos. Los motores de búsqueda siguen siendo un canal importante de distribución de malware, el 22% se transmite a través de la manipulación de resultados de Google (y otros motores de búsqueda).

¡No soy un robot!

¡Déjanos un comentario!

avatar
wpDiscuz

Send this to a friend