Una encuesta realizada por “Harris Interactive“, y encargada por la empresa Radvision, a 2.207 adultos (18+ años), demostró que el 40% ha participado en una video llamada o videoconferencia. A medida que aumenta el crecimiento de las videollamadas en el lugar de trabajo y con los clientes, las “normas del protocolo” están cambiando rápidamente.

Las respuestas de la encuesta incluyeron algunos comentarios sorpresivos acerca de las situaciones en las que se usan las videollamadas, tales como la inclusión del baño como un lugar adecuado y el uso de videollamadas para contratar y despedir a empleados. La encuesta reveló también que es más probable que aquellos que viven en el sur de los Estados Unidos o en el oeste de los Estados Unidos hayan utilizado alguna vez una videollamada en comparación con los que residen en otras partes del país.

Publicidad

¿Algunas de las raras conclusiones?  

  • Algunos lugares naturalmente parecerían ser inadecuados para realizar video llamadas, sin embargo, más del 10 por ciento de los adultos estadounidenses empleados indica que el baño no es un lugar inadecuado para realizar una videollamada laboral. Existe una probabilidad significativa que los norteamericanos mayores de 35 años consideren que el baño es un lugar inadecuado para realizar videollamadas, en comparación con sus contrapartes más jóvenes.
  • Las videollamadas laborales llevadas a cabo en una piscina no son consideradas inadecuadas por el 35 por ciento de los adultos estadounidenses empleados.
  • Si se les pregunta de qué manera normalmente se vestirían para realizar una videoconferencia laboral, las mujeres tienen mayores probabilidades que los hombres de vestirse con un atuendo de negocios.

Videos en el lugar de trabajo

(entre los empleados por jornada completa/media jornada):

  • El 21 por ciento ha utilizado video llamadas con fines comerciales, para una reunión con un cliente o para cerrar una negociación.
  • El 16 por ciento ha utilizado personalmente las videollamadas para una entrevista laboral o para el despido de un empleo.
  • Más del 20 por ciento se vestiría de manera más informal para una videollamada que para una reunión en persona. Y, los norteamericanos solteros/que nunca estuvieron casados tienen mayor tendencia a vestirse de manera más informal durante una videoconferencia que en una reunión en persona, en comparación con los casados.

Escrito por: 

Send this to a friend