Un reciente estudio de Kaspersky Lab determinó que los ataques diseñados para robar datos de acceso a servicios de banca en línea son los más utilizados por los cibercriminales.

Según el informe, poco más del 40% del malware enviado por email pretende robar tu información personal.

Publicidad

El tipo de correos usados para robar tus datos se parecen mucho a las notificaciones automáticas de error en la entrega de un mensaje. Eso es exactamente lo que hace que estos correos electrónicos no parezcan sospechosos.

Los delincuentes esperan que los empleados corporativos se interesen en observar los detalles del fallo de entrega y se descarguen el archivo adjunto para infectar así el equipo.

Según Kaspersky, uno de los casos más famosos es usar el nombre de Walmart en sus emails de notificación falsos. Estos correos electrónicos falsos informaban a los destinatarios de sus supuestas compras recientes de esa tienda. Los enlaces en los correos electrónicos enviaban a los usuarios a sitios “hackeados” que les redirigían a un sitio Web malicioso sembrado con exploits.

Así que ya lo sabes, antes de descargar archivos adjuntos de mails que no tienes ni idea de qué son, piensa dos veces si existe la posibilidad de que estés siendo víctima de algún cibercriminal.

Escrito por: 

Send this to a friend