Balde de agua fría para Yevgueni Kaspersky y toda su compañía que provee soluciones en seguridad como anti-virus, entre otros software. Esto porque el Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos (DHS) prohibió que todas sus agencias gubernamentales usen programas de Kaspersky Lab.

En un comunicado expuesto en la Web del DHS, expresaron su preocupación por los eventuales lazos que existirían en la compañía de seguridad informática con la inteligencia rusa y otros miembros del gobierno ruso.

Publicidad

Esto, para Estados Unidos, significaría la eventual filtración de información delicada para la seguridad de la nación, ya que podría ser interceptada por uno de estos programas y compartida con las autoridades rusas.

Todos los dispositivos gubernamentales deberán borrar software de Kaspersky.
Todos los dispositivos gubernamentales deberán borrar software de Kaspersky.

Kaspersky ¿bajo el alero de la ley?

Lo más curioso de todo es que Kaspersky no hace nada ilegal, en Rusia, claro. Las leyes de dicho país permiten que las agencias de inteligencia soliciten información a las empresas de tecnología locales.

El plazo final para retirar el software de esta compañía en todas las máquinas que correspondan a una agencia gubernamental estadounidense es de 90 días. Los primeros 30 serán utilizados para identificar el uso o presencia de productos Kaspersky y los restantes 60 para eliminarlos.

La restricción aplica para todos los computadores, tablet, smartphones u otros dispositivos que puedan instalar o ejecutar los programas de la compañía rusa. Y su orden fue comandada por Elaine Duke, Secretaria de Seguridad Nacional de los Estados Unidos.

Escrito por: 

Send this to a friend