A sólo días del inicio de su venta, Apple ya está investigando los primeros denominados (por ellos) ‘casos aislados’ con problemas en el iPhone 8. Específicamente serían dos que han salido a la luz pública, con características bastante similares.

El primero fue en Taiwán. Un usuario compró un iPhone 8 de 64GB y mientras lo cargaba en su quinto día de uso, el teléfono comenzó a inflarse y la pantalla se salió del resto del armazón del equipo. La carga se hizo con un cargador oficial de Apple, por lo que el agente de “producto no autorizado” está fuera de alcance.

Publicidad

También en Asia, específicamente en Japón, otro usuario contó que al abrir la caja del teléfono (recién comprado) ya venía con la pantalla desencajada del resto del aparato.

El iPhone 8 se estaría 'hinchando' y desprendiendo su pantalla.

Investigando al iPhone 8

Apple muy calladamente anunció que inició una investigación respecto a estas dos situaciones, pero no se ha referido más sobre el tema. Todo esto considerando que no se sabe con exactitud por qué pudo pasar una situación así.

Lo más fácil sería pensar que la batería se infla y por ende desencaja todo el resto del equipo. Por lo pronto, sólo queda esperar a una resolución de esta situación o si efectivamente vuelve a suceder con otros usuarios a medida que el equipo va llegando a más mercados.

Escrito por: 

Send this to a friend